Qué necesito para evitar la caída del pelo


Qué necesito para evitar la caída del pelo

La calvicie es uno de los problemas que más complejos generan en la sociedad de hoy en día. Es cierto que existen soluciones quirúrgicas como los trasplantes capilares, pero no siempre es necesario recurrir a estos. Muchas veces, podemos evitar la caída pelo conociendo cuál es la causa que lo está provocando y aplicando algunos sencillos trucos.

Caída de pelo: causas

Si bien existen muchísimas causas que pueden provocar la caída del pelo, éstas pueden variar ligeramente en función del sexo de la persona. Así, los problemas que provocan la calvicie en los hombres no tienen por qué ser los mismos que los que la causan en el caso de las mujeres.

Caída de pelo: hombres

En los hombres, la causa más habitual es la genética. En este caso, la fase de crecimiento es más corta. El pelo sale más rápido y se acaba debilitando con el tiempo. Normalmente empieza con las famosas entradas, con una raíz más pobre y en muchas ocasiones puede terminar con la caída de la parte trasera.

Además, existen otros muchos motivos que pueden provocar la calvicie y que coinciden con los de la alopecia femenina. Entre otros, podemos destacar los siguientes:

– El paso del tiempo. Inevitablemente con el paso de los años el cabello será más pobre.

– Falta de nutrientes. Una alimentación desequilibrada lleva consigo un inadecuado suministro de nutrientes. Esto, a su vez, puede provocar la caída pelo, ya que un cabello fuerte necesita vitamina A, hierro y proteínas, entre otros.

Qué necesito para evitar la caída del pelo

– Estrés. Cuando la tensión mental dura semanas o incluso meses, nuestro cuerpo reacciona automáticamente. Entre otros problemas, suele ser habitual la pérdida del cabello.

Caída del cabello en mujeres: causas hormonales

Al igual que en el caso de los hombres, la caída de pelo en mujeres puede deberse a muchos factores, como los mencionados en el apartado anterior (estrés, falta de nutrientes, paso del tiempo etc.). Sin embargo, existen otros aspectos hormonales que pueden influir en la alopecia femenina, especialmente cuando hablamos de la caída de pelo en mujeres menopáusicas.

Esto se debe a que el cuerpo sufre un desequilibrio hormonal que afecta de manera directa al cabello. De hecho, también resulta muy habitual pasar por este proceso tras el parto o incluso cuando se empieza a tomar la píldora anticonceptiva. Cualquier cambio hormonal en el cuerpo de la mujer puede llegar a provocar este efecto, pero cabe destacar que normalmente es reversible.

Qué necesito para evitar la caída del pelo

Caída de pelo: tratamiento

Lo más importante para resolver la pregunta de cómo frenar la caída del cabello es conocer las causas que lo producen. Por este motivo, si notas que estás empezando a perder pelo, lo más recomendable es visitar a un dermatólogo. Explícale tu caso y él te realizará todas las pruebas pertinentes, entre las que seguro que se encuentra una analítica de sangre. Así podrá conocer tus niveles de hierro y hormonas tiroideas. Con esto, el profesional podrá deducir si se trata de un problema hormonal o tal vez de alimentación.

Una vez descubierta la causa, podrá recomendarte el tratamiento que mejor se adapte a ti. En los últimos años, por ejemplo, uno de los más habituales es el uso de lociones que contengan mioxidil.

Caída de pelo: pastillas

Por supuesto, existen otros muchos tratamientos en función de cada caso concreto. De hecho, de un tiempo a esta parte la medicina ha avanzado mucho en este sentido y se espera que siga haciéndolo. Así, se han creado tratamientos orales como la finasteride, por ejemplo, que suele ser muy eficaz en el caso de la calvicie hormonal en hombres. Eso sí, será fundamental que el paciente no interrumpa el tratamiento, ya que de hacerlo, la caída del cabello continuará.

Qué necesito para hacerme un trasplante capilar

La edad y el estrés son dos de los peores aliados para nuestra salud capilar, aunque la alopecia ni respeta a jóvenes, viejos ni distingue por clases sociales. A partir de los veinte o incluso a veces antes, vemos a jóvenes con incipientes entradas mostrando el camino de lo que será una pronunciada alopecia. Muchas veces, incluso, llegan a provocarnos casos de alopecia que pueden generar graves complejos en quienes la padecen. Sin embargo, actualmente esto ya tiene solución, ya que en los últimos años se ha perfeccionado enormemente la técnica del trasplante capilar. Incluso el futbolista Cristiano Ronaldo ha invertido en una conocida clínica capilar de Portugal que está abriendo clínicas por toda España y mucha gente se atreve a viajar a Turquía para hacerse un injerto capilar. Así que si eres de los que tienen este problema, te damos toda la información para que consideres la oportunidad de volver a lucir melena.

Trasplante capilar, ¿en qué consiste?

El trasplante de pelo es una técnica médica que se encarga de recolocar el cabello de una zona que no sufre alopecia (zona donante) hacia otra en la que el pelo se está perdiendo (zona receptora). Así, se consigue que una vez realizado el trasplante, el cabello de la zona receptora se comporte igual que en su localización original, es decir, que no siga el proceso de calvicie.

Además, en los últimos años la técnica ha evolucionado enormemente, llegando a alcanzar su pico máximo con el llamado microtrasplante folicular. Con él, el proceso de trasplante capilar se realiza a base de microinjertos en los que se implantan folículos individuales. Una técnica que resulta muy trabajosa pero que, sin duda, garantiza unos resultados de gran naturalidad.

Contraindicaciones

La pérdida de cabello en muchas ocasiones provoca también problemas psicológicos y de autoestima, «sobre todo cuando la alopecia se produce a causa de enfermedades autoinmunes, como la denominada alopecia areata, incluso por alteraciones que destruyen los folículos pilosos, conocida en este caso como alopecia cicatricial que puede deberse a una dermatitis o, en estadios más graves a infecciones o tumores», explica la doctora Betina Tiravanti, de Clínicas Dorsia. En estos casos, no se recomiendan los microninjertos capilares.

Trasplante capilar: mujer

La técnica del trasplante capilar puede realizarse en cualquier persona, con independencia de su género. Esto es así porque lo único importante para poder llevar a cabo la cirugía será cumplir con ciertos requisitos médicos, como contar con una buena zona donante, tener un determinado tipo y extensión de alopecia etc. De hecho, en los últimos años el número de mujeres que se han lanzado a esta operación ha ido creciendo.

Si los hombres apenas tienen miedo «al qué dirán» y a sentirse señalados por hacerse un transplante capilar, tampoco las mujeres reparan en hacerse este tipo de tratamientos.

Tipos de trasplantes

Si nos centramos en la técnica de trasplante capilar con microinjertos foliculares cabe destacar que existen dos tipos fundamentales:

Técnica FUSS o de la tira

Es la más habitual en casos de alopecias extremas y consiste en la extracción de una tira de un 1 centímetro de ancho y unos 15 o 20 de largo de la zona de la nuca. Esta tira se fragmenta después en pequeños injertos que contienen de uno a cuatro folículos. La manipulación y el preparado de los injertos, es en este caso un proceso muy meticuloso que requiere el manejo de un microscopio estereoscópico. Una vez hecho este proceso de separación de los folículos, se implantan cada uno de ellos por separado en la zona donde se desea poblar de pelo.

Qué necesito para hacerme un trasplante capilar

Técnica FUE (Follicular Unit Extraction)

Se diferencia de la anterior en el modo de proceder para la extracción de los folículos. En este caso se realiza de manera individual. Y generalmente se utiliza en casos de alopecia común, cuando la pérdida del cabello es hereditaria. Consiste en obtener los folículos pilosos en pequeños grupos, de forma mínimamente invasiva y sin dejar cicatrices. Se realiza mediante un bisturí cilíndrico de menos de un milímetro de diámetro y mediante el cual se obtienen uno a uno los injertos capilares.

Es importante tener claro que no existe una técnica mejor que otra, sino que ambas son perfectamente válidas y proporcionan el mismo nivel de naturalidad en el resultado. Así pues, la elección de una u otra opción se hará en base al estado de cada paciente, así como de otros condicionantes médicos.

Dudas frecuentes

Una duda recurrente y muy preguntada en las consultas es si la intervención duele. No, no duele puesto que ambos procedimientos, tanto con la técnica FUSS como la FUE, se realizan con anestesia local.

¿Y el nuevo pelo será artificial? No, porque el nuevo pelo se comporta de forma similar al pelo natural. El nuevo cabello crecerá de igual forma que el no transplantado y no necesitará cuidados especiales. Además, el cabello transplantado es más resistente a las hormonas masculinas y, por tanto, es más resistente y no se cae.

Recuperación

El proceso del postoperatorio será sencillo y en cuestión de dos o tres días, te sentirás bien físicamente. Sin embargo, a nivel estético es importante tener en cuenta que tras la operación la frente acostumbra a hincharse y aparecen algunas costras en las zonas en las que se han realizado los microinjertos. Por ese motivo, no se recomienda la reincorporación al mundo laboral, por ejemplo, hasta pasados siete u ocho días tras la cirugía.

Además, conviene tener en cuenta que no se suele observar la mejora hasta pasados seis meses tras el trasplante. Desde entonces, y hasta los doce meses, irás notando mejoría hasta alcanzar el resultado definitivo. Por otra parte, en el caso de las mujeres, es posible que éste no se consiga hasta pasados 18 meses.

Tras la intervención de trasplante capilar hay que acudir a consulta una vez a la semana para valorar signos inflamatorios. Luego al mes y a partir de allí, normalmente cada 3 meses, después a los seis y finalmente al año, que es cuando se hace la valoración final.

Trasplante capilar: Turquía

En los últimos años el trasplante capilar se ha puesto especialmente de moda en todo tipo de público. Sin embargo, es una técnica cara que no todos se pueden permitir. Por este motivo, se han creado alternativas para conseguir someterse a esta intervención a un precio más económico. Entre ellas, destaca la opción de trasladarse hasta Turquía para realizar la operación. Allí, además de contar con una dilatada experiencia en el sector, los precios son más bajos, partiendo de los 2.000€ aproximadamente.

Qué necesito para hacerme un trasplante capilar

Injerto capilar Madrid: precio

Si bien la opción de operarse en Turquía ha ganado mucha fuerza en los últimos años, también existe la posibilidad de someterse a la intervención en España. De hecho, si te lo puedes permitir, quizás sea lo más recomendable, ya que para cualquier gestión sanitaria, los procedimientos serán mucho más sencillos y las opiniones por Internet también son más favorables.

En cuanto al precio, si optas por hacerte un trasplante capilar en Madrid debes saber que los precios partirán de los 5.000 euros y podrán llegar hasta los 8.000 €. La cifra definitiva dependerá de cada caso en concreto, ya que las tarifas se establecen en base al número de folículos que tengan que extraer, separar e implantar. En cualquier caso, si estás decidido, lo más importante será que dediques el tiempo suficiente a investigar la clínica y cirujano que más te convenga. Además, te recomendamos consultar casos de éxito para saber cómo te podrás llegar a ver pasados unos meses.

Si quieres leer más noticias como Qué necesito para evitar la caída del pelo, te recomendamos que entres en la categoría de Belleza.

¿Te ha parecido interesante el artículo? Vota con 5 estrellitas para que escribamos más contenido relacionado:

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, con un promedio de 5,00 sobre 5)

WhatsApp QuéNecesitoPara

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies