Cómo calcular la velocidad real de un coche

Cómo calcular la velocidad real de un coche
NOTICIA de Jessica Pascual
14.06.2021 - 12:31h    Actualizado 14.06.2021 - 12:31h

¿Si el marcador del coche indica que voy a 130 kilómetros por hora, estoy circulando de verdad a esa velocidad? No. Puede que hayas oído o leído que el velocímetro del coche miente porque marca una velocidad superior a la que estás circulando y la realidad es que así es.

En este artículo te explicamos a qué se debe esta medida, por qué los coches marcan una velocidad superior a la que circulamos y cómo calcular la velocidad real del coche.

¿Por qué el velocímetro no marca la velocidad real?

Todos los velocímetros (marcadores de velocidad) de los coches, sean analógicos o digitales, marcan una velocidad superior a la real. No importa el modelo de coche que tengas, si es nuevo o viejo o cómo sea el marcador. Todos los coches en España tienen cierto margen de error y marcan siempre una velocidad algo superior a la real.

Esta pequeña diferencia de velocidad está regulada por la normativa europea sobre la homologación de los vehículos. Aunque es una ley a nivel europeo, el margen de error varía en función de cada país. Y también según el modelo de coche. Es decir, que todos los coches en España marcan una velocidad superior a la que circulan, pero este margen de error puede ser mayor o menor en función de la marca y modelo del vehículo.

La norma UN Regulation 39 establece que la velocidad que marca un velocímetro nunca puede ser inferior a la velocidad real a la que circula un coche. Además, fija los límites máximos del margen de error. En concreto, dicta que la diferencia de velocidad entre el marcador y la real tiene que ser, como máximo, igual a la velocidad real multiplicada por el 10% más 4 km.

Veamos unos ejemplos:

Un coche circula a 120 kilómetros por hora a velocidad real. Siguiendo la norma europea, si multiplicamos 120 kilómetros por el 10% nos da como resultado 12. Si a esta cantidad le sumamos 4 nos da como resultado 16. Es decir, que a esta velocidad el margen de error puede ser, como máximo, de 16 kilómetros. Por tanto, el velocímetro puede marcar una velocidad de entre 120 y 136. La velocidad que marque dependerá de cada coche.

Para velocidades inferiores, el margen de error varía. Por ejemplo, un coche que circule a 60 kilómetros a velocidad real, puede tener el siguiente margen de error: 60 por el 10% es igual a 6. 6 más 4 es igual a 10. Por tanto, en este caso, el margen de error máximo es de 10 kilómetros. Esto quiere decir que un vehículo que circule de verdad a 60 puede ver un marcador de entre 60 y 70 kilómetros.

Además de la normativa europea, que los fabricantes de los vehículos decidan reflejar una velocidad superior a la real en el velocímetro es cuestión de seguridad y por temas legales. Si una persona tiene un accidente por circular a un límite superior al de la vía, pero en el velocímetro reflejaba una velocidad menor, el conductor podría culpar de este exceso a la empresa y demandarles. De esta forma, además de intentar ganar seguridad en la carretera, los fabricantes se aseguran de que el velocímetro siempre marque una velocidad superior para alertar a los conductores de que se están excediendo del límite legal o que están muy próximos a hacerlo.

Cómo funciona el velocímetro

El velocímetro calcula la velocidad a la que circula un coche mediante la rotación de las ruedas y del eje de transmisión a través de un sensor ubicado en la caja de cambios.

El cálculo de los velocímetros está influido por factores externos como el estado de las ruedas o el peso que soporte el coche. En vehículo con las ruedas desgastadas la rotación del eje va a ser menor y, por tanto, la velocidad también será menor. Justo lo contrario que sucede con unos neumáticos nuevos, que tienen un diámetro mayor y, por tanto, tardan más en dar una rotación entera, lo que produce una mayor velocidad.

Cómo saber la velocidad real a la que circula un coche

Muy sencillo, los avances en tecnología nos permiten conocer la velocidad real a la que circula un coche. Para averiguarlo tan sólo tenemos que mirar el GPS, ya sea en el teléfono o en el sistema de navegación del coche.

Si tu coche no tiene GPS integrado, puedes pedirle a tu acompañante que entre en Google Maps mientras conduces. Al entrar en la aplicación puedes ver una señal como las de la carretera que te indica a la velocidad real a la que estás conduciendo. Además de en el teléfono, si tienes un sistema GPS de navegación en el coche, también puedes comprobarlo con tan sólo mirar a la pantalla.

Los dos sistemas de navegación con GPS ofrecen un kilometraje mucho más preciso que el del velocímetro. En este caso la medición se realiza por un sistema basado en satélites que encuentran la localización del coche y calculan la distancia a la que encuentra y lo relacionan con el tiempo que tarda en recorrer un trayecto. La precisión de los sistemas de GPS dependerán de la calidad y la conexión que tengas.

Para saber el margen de error de tu coche en una velocidad concreta, puedes hacer la prueba. Mira el marcador del coche, fíjate en la velocidad y contrástala con la que marca el GPS. Después, haz los cálculos que te hemos explicado en el primer apartado para comprobar el margen real de tu coche para una velocidad concreta.

Si quieres leer más noticias como Cómo calcular la velocidad real de un coche, te recomendamos que entres en la categoría de Coches.


WhatsApp QuéNecesitoPara

Compartir
WhatsApp
SIGUIENTE >