Qué necesito para tatuar


Qué necesito para tatuar

El mundo del tatuaje cuenta cada vez con más adeptos y, lejos de posicionarse como una moda pasajera, semana tras semana, se incrementa el número de personas que sienten auténtica pasión por la tinta y su expresión artística sobre el cuerpo. Además, muchos de ellos deciden hacer de este arte, su profesión y medio de vida principal. Si eres uno de ellos, toma nota de la siguiente información y comprueba todo lo que resulta necesario para tatuar.

Estudios para ser tatuador

En primer lugar, debes tener claro que no existe una formación académica reglada u oficial para tatuar o realizar tareas como tatuador profesional. Sin embargo, si indagas un poco, podrás definir rápidamente cuáles son las habilidades y aptitudes concretas que tiene que tener una persona para tatuar.

Sin ninguna duda, saber dibujar a la perfección es uno de los requisitos esenciales. Para ello, una de las opciones más recomendables es estudiar la carrera de Bellas Artes. En su desarrollo, obtendrás todos los conocimientos necesarios para el dibujo, que te permitirán trabajar directamente sobre la piel de tus clientes de una manera sobresaliente.

A pesar de todos, existen decenas de profesionales del mundo del tatuaje que no tienen ningún tipo de formación en dibujo, sino que han comenzado su andadura desde muy jóvenes y tienen una destreza innata de carácter artístico.

Título higiénico-sanitario para tatuar

En la actualidad, el sector de los tatuajes dispone de unas importantes medidas higiénicas y de sanidad. En este sentido, si te estás planteando ser tatuador profesional, debes disponer obligatoriamente del título higiénico-sanitario. De lo contrario, no podrás ejercer bajo ningún concepto ni situación.

Esta formación te garantiza el hecho de conocer perfectamente, entre otros, los siguientes aspectos:

– Técnicas de asepsia, desinfección y esterilización de instrumentos y herramientas.

– Manejo y control de residuos sanitarios.

– Requisitos aplicables sobre los locales e instalaciones para tatuar.

– Prevención de riesgos sanitarios y primeros auxilios.

Kit para empezar a tatuar

En lo referido a los materiales necesarios para tatuar, debes tener en cuenta y tomar nota de todos los que aparecen en el siguiente listado:

Máquina de tatuaje (rotativa o de bobinas): varían en función de su robustez y el motor de su interior.

Agujas: son el elemento fundamental para inyectar la tinta. Para empezar, necesitarás RL (agujas de líneas), RS (agujas de relleno) y MG (agujas de sombras). También existe diferencia entre las convencionales y las de cartucho.

Gomas para la máquina: solo necesarias si utilizas agujas convencionales para evitar las vibraciones.

Fuente de energía: para dar energía a la máquina, es decir, una fuente con toma de electricidad y regulador de intensidad.

Clip cord: es un cable que conecta la máquina y la fuente de energía.

Switch Pedal: sirve como ayuda para tatuar, puesto que funciona igual que los pedales de las máquinas de coser, controlando su ritmo con el pie.

Tinta negra: especial para tatuajes cuando estás comenzando.

Cups: recipientes de plástico para colocar la tinta en su interior.

Grip: es una herramienta de acero de la propia máquina, por donde pasa la aguja. Sujetas en ella la máquina para comenzar a trabajar.

Guantes desechables: para evitar el contagio por contacto.

Vaselina: con el objetivo de mantener la piel hidratada y permitir que la aguja se deslice mejor. Debe ser un producto de buena calidad para evitar el sangrado.

Lengua para la vaselina: para coger este producto sin tener que utilizar las manos directamente.

Papel film transparente: perfecto para evitar todo tipo de contaminación cruzadas. Lo más recomendable es que empapeles todo con este material, incluyendo máquinas y materiales.

Jabón y agua destilada para limpiar el tatuaje: esta mezcla es la más adecuada para mantener limpia toda la zona sobre la que se ha tatuado.

Alcohol: para desinfectar la piel a la hora de tatuar (en gel para que no resulte tan abrasivo) y también para limpiar bien todos los materiales (alcohol 99% es lo más común).

Stencil: es un producto para que la calca de tu dibujo se quede fija mientras tatúas.

Papel hectográfico: se trata de un calco especial para superficies como la piel y totalmente saludable para tus clientes.

Qué necesito para tatuar 2

Tatuar líneas

Lo más recomendable para tatuar líneas es utilizar una aguja RL 09 y calibrada especialmente para este tipo de tarea. Lo primero que hay que hacer es estirar muy bien la piel, ayudándose con la mano que se tiene libre, es decir, la contraria a la máquina.

Además, con la mano ocupada, al apoyarla, ya se está echando también la piel hacia abajo. Este detalle es muy importante para que el resultado sea el esperado, sobre todo, en aquellas zonas del cuerpo en las que la piel está un poco más suelta.

Para tatuar líneas existen dos maneras diferentes: de forma empujada, que es la alternativa perfecta para que quede sólida y firme (empujando la máquina hacia adelante) o arrastrada (moviendo la máquina hacia atrás). Esta última se emplea para conseguir otros efectos, aunque no para conseguir una línea muy marcada como en el caso anterior.

Por otro lado, también hay que tener muy claro cuál va a ser el punto de partida de la línea y dónde va a finalizar. Para ello, se debe ensayar el movimiento varias veces, previamente, con la mano.

En cuanto a la profundidad de la aguja para tatuar líneas, en aquellos puntos en los que la piel sea más fina, se introducirá menos la aguja para no dañarla.

Por regla general, cuando se inicia un tatuaje, se tiene que sacar muy poco la aguja del puntero, tan solo lo necesario para que entre bien, sin lastimar. Con el paso del tiempo y, sobre todo, con más práctica, irás comprobando cómo si sacas la aguja un poco más, puedes ver claramente lo que estás trazando con la punta.

¿Qué personas no pueden tatuarse?

Al contrario de lo que podemos pensar, no todas las personas pueden hacerse un tatuaje. En algunos casos, esta práctica está contraindicada, ya que se podrían producir ciertos riesgos. Es el caso de las siguientes personas que:

– No tienen sus vacunas al día (con especial atención a las de la hepatitis y el tétanos).

– Personas que padecen diabetes.

– Tienen el sistema inmunitario debilitado.

– Personas que padecen enfermedades y dolencias cutáneas.

– Personas con tendencia a sufrir cicatrices queloides (aquellas con aspecto muy abultado).

– Mujeres embarazadas.

Si te encuentres en alguna de estas situaciones, lo más recomendable es que consultes directamente con un profesional sanitario antes de hacerte un tatuaje.

Si quieres leer más noticias como Qué necesito para tatuar, te recomendamos que entres en la categoría de Consejos y trucos.

¿Te ha parecido interesante el artículo? Vota con 5 estrellitas para que escribamos más contenido relacionado:

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, con un promedio de 5,00 sobre 5)

WhatsApp QuéNecesitoPara

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies